domingo, febrero 25, 2007

Los Ándes son un gram pam

Vuelo AVIANCA 074 de Lima a Bogotá. La salida a las 6 de la mañana (con levantada a las 3), se justifica por la posibilidad de ver a los Andes despertándose en la madrugada.

Posiblemente debido a la hora y a las ganas de desayunar, resulta inevitable reconocer en algunas montañas las texturas doradas y crocantes de una corteza de pam recién horneado, como el pam cerrero de Popayám.

La mano dibujada en la corteza del pam, es nada menos que uno de esos caminos legendarios del incario.
Si alguién pertenece a una generación con hábitos alimenticios más light, seguramente verá en los Andes las evocaciones de un plato de yogurt con cereal.
O una galleta integral.

2 Comments:

Blogger Carlos Eduardo said...

Gustavo lo felicito por su mirada y humor...esos pam provocan hasta siento el olor...

Mercedes

5:08 p.m.  
Blogger AngelRS said...

usted es genial nunca me deja de sorprender su talento de percepcion!!

2:25 a.m.  

Publicar un comentario

<< Home